Hola,

Espero que la semana haya sido fantástica y me siento afortunado de compartir este momento contigo.

Hace algunas semanas que estamos en contacto gracias a este boletín.

Nos encanta recibir vuestras respuestas, también descubrir vuestras dudas y acompañaros en el camino hacia el autodescubrimiento.

Me siento muy agradecido de poder formar parte de los caminos de todas las personas que han pasado por la escuela y de lo mucho que han aportado, no solo a mí, sino a otros a los que ahora transmiten sus conocimientos, ya que de este modo cada vez seremos más los que podamos sentirnos en plenitud y tomar las riendas de nuestra vida.

historias reales de sanacion energetica


Por eso hoy quiero celebrar que cada vez seamos más los que formamos parte de cienciaConciencia:

  • que cada vez sean más las personas que conocen su potencial,
  • que cada vez sean más las que transmiten la sanación energética,
  • que palían sus dolores,
  • que limpian sus bloqueos,
  • que derrumban las creencias que les mantenían presos
  • y que hacen llegar hasta los confines del mundo todo aquello cuanto he aprendido que tanto me ha dado y me sigue dando.

Y no veo mejor manera de hacerlo que compartir las historias de algunos de mis alumnos para que pueda servir de inspiración a otros que como ellos desean cambiar sus vidas:

Uno de nuestros alumnos, Sergio, descubrió el gran potencial de la sanación energética cuando gracias a ella consiguió que su hijo de 7 años con autismo, en apenas 10 minutos, se relajara y pasara de llorar desconsoladamente a jugar, correr y saltar por la casa. Tras varias terapias logramos que su alimentación fuera más variada, adquiriera más vocabulario y, en general, se sintiera más feliz, cada vez es menos proclive a los berrinches y se muestra más comunicativo.

Ester, que sufría fibromialgia, fatiga crónica, sensibilidad química múltiple y cuadro depresivo cuando nos encontró, gracias a la sanación energética no solo pudo permitirse llevar una vida mucho más cómoda, feliz, paliar el dolor y minimizar los síntomas de sus afecciones, sino que además pudo ser madre, que era un sueño para ella.

Alexandra, en cambio, asistió a terapia antes de atreverse con nuestras formaciones, atravesaba un momento difícil cuando acudió a mí, se sentía, según sus propias palabras, «atrapada en un círculo muy negativo, donde me sentía físicamente decaída, con pérdida de sueño, crisis de ansiedad, taquicardia. Hice las pruebas médicas oportunas que salieron negativas, concluyendo en diagnóstico de ansiedad». Después de 4 sesiones no solo ella se sentía mucho mejor, sino que sus conocidos comenzaron a decirle que la veían «radiante». Ahora se plantea hacer nuestras formaciones para ser capaz de sanarse a sí misma.

Si quieres conocer algunas historias más puedes hacerlo aquí.

En breve, compartiremos muchas más historias de las personas que han pasado por cienciaConciencia, y con ello han cambiado su vida, en un formato mucho más cercano que estamos seguros de que os encantará.

Si todavía no has dado el paso, recuerda que programamos cada cierto tiempo eventos a los que puedes asistir de forma gratuita, que puedes consultar nuestros vídeos en YouTube para poner en práctica algunas de nuestras técnicas (como la Técnica Maestra de Transmutación) o unirte a nuestro grupo de Telegram donde estarás al tanto de todo lo que hagamos.

Recuerda que si tienes cualquier tipo de duda sobre nuestras formaciones o terapias estaremos siempre encantados de atenderte.

Sin más me despido con esta frase de Maya Angelou:

«Una persona es el producto de sus sueños. Así que asegúrate de tener grandes sueños. Y luego intenta vivirlos.»


¡Si quieres recibir más mensajes como este en tu email, suscríbete!

¿Quieres compartir este artículo con algún amigo?

Lee otros artículos relacionados:

Aprende Ahora con nuestros Cursos Online y presenciales

¿ Te gustaría Sanar algún Aspecto de tu Vida?

>
X